Las monjas de clausura del monasterio dedicado a Nuestra Señora de Bretonera de Santa Clara, en Belorado, Burgos, España, decidieron tomar el toro por los cuernos y mostrar al mundo que en los conventos no solo se vive de oraciones y que no hay forma de quitarle la iniciativa a una mujer, por más servidora de Dios que sea. El motivo: contribuir con la rehabilitación de esa abadía, fundada en 1384, y ganarse la vida.

En el año 2000, la Junta de Castilla y León empezó la reparación del edificio y las religiosas andaban en plena ebullición de ideas para colaborar. No es que no tuvieran trabajo; al contrario, hacían dulces, pero no parecía suficiente para lo que comenzó como una pequeña basílica y ya cuenta con 32 celdas y una hospedería. Además, otras monjas tenían en la región pastelerías con ofertas similares y las clarisas no querían hacerles competencia.

Belorado, que en la actualidad tiene más de dos mil habitantes, conserva la ventaja de que desde el siglo XI es una estación en el Camino de Santiago. ¿Qué hacer? La ayuda llegó de la mano del pastelero de Lérida Manuel Morgades y la inspiración no podía ser otra que el “alimento de los dioses”, el chocolate.

El obrador del convento
Las religiosas del convento de Burgos junto al reconocido chef pastelero Paco Torreblanca en Madrid Fusión 2020

El obrador del convento: la sensación del Madrid Fusión

Sin conocimiento previo sobre procesos, tecnología o mercadeo, pero con el éxito asegurado con la asesoría del maestro pastelero Paco Torreblanca, comenzaron con trufas de chocolate. Dos décadas después, las 12 clarisas producen anualmente cuatro toneladas de delicias gourmet, como trufas de varios sabores, rocas con barquillo, cerillas del sacristán, palitos, tabletas, bombones y perlas, que distribuyen en tiendas y pastelerías, catering y empresas de exportación. Con el tiempo se han diversificado y aceptan encargos para elaborar regalos de boda, comuniones o cestas de Navidad.

También fabrican obsequios para clientes de hoteles y de restaurantes como el del chef Pedro Subijana (Akelarre, tres estrellas Michelin). Por supuesto, no han dejado de vender a quienes se acercan a la reja del monasterio, en tiendas gourmet de España y a través de la página web El Obrador del Convento. En Facebook están con el mismo nombre.

En el monasterio medieval, las monjas cumplen sus votos de castidad, pobreza, obediencia y clausura mientras usan tecnología de avanzada en cada fase para fabricar productos artesanales de alta gama.

Con los ingredientes de máxima calidad que les suministran la casa francesa Valrhona y Exclusivas Perdiz, especialistas en pastelería, la creatividad de las hermanas Sion, Israel y Myriam causó recientemente sensación en la feria gastronómica más importante de España, Madrid Fusión.

Allí, dentro del marco del Madrid International Pastry, presentaron “El obrador religioso” y sorprendieron paladares con las trufas con sabor a mojito. Todos querían probarlos.

En Japón e Italia, el obrador es muy conocido por las trufas con cava, brandy y otros sabores. También ofrecen productos sin azúcar y sin gluten “con el mismo cariño y dedicación”, como lo aseguran en su página web.

El obrador del convento
Las trufas de chocolate del convento.

Para leer:

Las clarisas de Belorado viven en un monasterio medieval, pero tienen una mentalidad ágil y muy del siglo XXI. No hay que perder de vista que la orden promueve la educación, que la mayoría de las monjas se formaron en distintas áreas antes de dedicarse en cuerpo y alma a Cristo y que el emprendimiento chocolatero les ha permitido poner en práctica esos conocimientos. En las dos décadas de trabajo con cacao son muchos los experimentos y las pruebas que han realizado hasta obtener el resultado que deseaban.

Sor Myriam de Nazareth, pastelera de profesión y responsable del obrador, recogió su experiencia en el libro Las recetas de los postres y dulces del convento, publicado en 2015 por la editorial Now Books, con 70 preparaciones de tartas, bizcochos y postres de varias regiones de la península ibérica.

Una vez más, el éxito premia la constancia: periodistas especializados consideraron que se trata una de las doce mejores obras sobre la gastronomía española.

Sigue la pista:

En la Web: El Obrador del Convento

En Facebook: El Obrador del Convento

Email: [email protected]

Cecilia Torres
Periodista por vocación, con bastante experiencia en edición de textos. Felizmente celíaca por herencia de padre y madre, y ahora con hijos y nietos también gluten free. Me encantan los dulces.

Deja un comentario