Es muy difícil definir a Christine McConnell. Básicamente porque es cocinera /costurera / modelo / artista plástica / fotógrafa y actriz. A sus 39 años, esta californiana es también la protagonista de una nueva serie en Netflix que se llama Las curiosas creaciones de Christine McConnell, en el que elabora recetas y manualidades con una estética gótica y lúgubre, pero no menos divertida.

Si te asomas en su Instagram, entenderás por qué los productores quisieron trabajar con ella, pues para empezar hace unos postres macabros y alucinantes. En los episodios de su programa prepara desde un pastel en forma de casa del terror o unos “huesos” de pretzel rellenos de crema de maní y cubiertos de chocolate, hasta una casa embrujada de jengibre, unas donas con garras de lobo, tableros de ouija comestibles o un monstruo de cereal. Sus resultados son aún más impresionantes tomando en cuenta que McConnell nunca estudió cocina, y que todo lo que hace lo aprendió por cuenta propia.

McConnell se hizo famosa en 2015 al decorar con su peculiar estilo la fachada del hogar de sus padres para Halloween; es una casa victoriana para la cual ideó una ambientación espectacular –con ojos tenebrosos y colmillos sobre el umbral– que salió incluso en la primera plana de los periódicos locales. A partir de allí, esta fanática del cine de terror  ha mantenido esa tradición y esta notoriedad la puso en la mira de muchos. Su primer hito mediático fue escribir un recetario llamado Deceptive Desserts (“Postres engañosos”), donde nada era lo que parecía: allí preparaba donas que parecían muslitos de pollo o croquetas de cangrejo con apariencia de postre rosado.

Desde entonces, aunque muchos productores de televisión se le acercaron para producirle un reality show basado en su bizarra creatividad, ella prefirió hacer un programa de ficción con guión, estética cincuentosa y escoltada por unas divertidas criaturas diseñadas por Henson Alternative (una rama de la casa de producción de Jim Henson, quien en vida fuera creador de los Muppets). Estos alocados títeres la secundan en cada episodio del programa y la acompañan a preparar sus recetas. “Siento una gran debilidad por los animales en mi vida personal y estas criaturas son como una encarnación de mis mascotas: son más o menos como mi familia”, explica en el sitio web Eater.com.

McConnell, quien también es productora de su programa, explica que es una gran fan de Stranger Things,  así como de series como La familia Addams, Los Munsters y la película Dark Shadows de Tim Burton, a quien cita como una de sus grandes influencias. En su show se presenta como una de las esposas almidonadas y perfectas de la película The Stepford Wives, una que en este caso se especializa en ingenio dulce y tenebroso. “Mi programa es como si Morticia Adams detuviera la película para explicarte cómo hornear unas galletas o como si Marilyn Munster hubiese madurado y tenido su propio programa de cocina. Así es mi personaje: vive en un mundo donde las cosas son extrañas y curiosas pero eso no la intimida”, explica ella misma en distintas entrevistas.

Su programa ya está al aire en Netflix desde el 12 de octubre, y si te gustan tanto el cine de terror como la repostería, no te lo puedes perder. También puedes seguirla en su Instagram como @christinehmcconnell.

 

 

 

Deja un comentario