Obtener pequeños fragmentos de un ingrediente al frotarlo con un rallador.

 

Regresar al Glosario