Llevar a un líquido a punto de ebullición o cocinar un ingrediente por inmersión en un líquido llevado a este punto.

 

Regresar al Glosario